Lo nuevo

Loading...

miércoles, 8 de agosto de 2012

Estadísticas de Alcoholismo en México

El endocrinólogo Manuel Mirabent González Jáuregui dijo que el mayor consumo de alcohol se registra en el norte y noroccidente del país, mientras que en el centro y sur el consumo per cápita es menor, lo que se debe a la diversidad económica en las distintas zonas del territorio nacional.
La panorámica actual, según la “investigación social y cultural sobre el consumo del alcohol y el alcoholismo en México” del doctor Luis Alfonso Berruecos Villalobos; en el país, se consume alcohol tanto de manera regular y responsable como en exceso, pero la mayoría de los individuos han caído desafortunadamente en la enfermedad llamada alcoholismo.
  • Más del 13% de la población presenta síndrome de dependencia al alcohol.
  • 12.5 % son  hombres y 0.6% son mujeres entre 18 y 65 años de edad.
  • El alcoholismo el principal causante de accidentes con un 70 %, 60 % de los traumatismos.
  • El  80 % de los divorcios  están asociados del alcoholismo.
  • El  60 % de los suicidios vinculados con el alcoholismo.
El alcoholismo sin duda alguna constituye un grave problema de salud pública, en casi todos los países del mundo, y en el caso de México según la investigación del doctor Luis Alfonso Berruecos Villalobos; sin considerar los daños provocados por el consumo excesivo se calcula que existen cerca de 9 millones de personas inválidas por el alcoholismo.
  • El alcoholismo representa el 11.3% de la carga total de enfermedades.
  • 49 % de los suicidios.
  • El 38 % de los homicidios en el país son cometidos por estar bajo los efectos del alcohol.
  • El 38 % en casos sobre lesiones, particularmente entre jóvenes de 15 y 25 años de edad, los accidentes ocupan la primera causa de mortalidad.
Se calcula que aproximadamente dos millones 600 mil personas entre los 12 y los 45 años de edad, no tienen acceso a tratamiento médico para esta enfermedad de dependencia al alcohol.

Las mujeres bebedoras

Según estudios de la División de Investigaciones Epidemiológicas y Sociales, del Instituto Nacional de Psiquiatría “Ramón de la Fuente Muñiz” de la Secretaría de Salud:
  • El 9% de las mujeres entre los 18 y los 65 años de zonas urbanas beben 5 copas o más en cada consumo.
  • El 1% de mujeres son dependientes del alcohol.
  • El 10 % de las bebidas alcohólicas que se venden en México es consumido por mujeres.
Las mujeres mayores de 60 años de edad son el grupo más afectado,  usualmente es población que empezó a beber en la juventud y continúa haciéndolo.

Actualmente beben a la par que los hombres lo que las pone en desventaja en cuanto a los riesgos a su salud, dado que cuentan con más grasa corporal impide que el alcohol se pueda diluir y por lo mismo son más vulnerables con la intoxicación con menores dosis de alcohol.

Según la encuesta:
  • El 16.8 %  consumió bebidas alcohólicas durante su embarazo.
  • El 7.4 %  la cerveza era la bebida de preferencia de mujeres que amamantaban a su hijo.
  • El 8 % continúa tomando de acuerdo a su patrón de consumo habitual.
  • El 5.7 % redujo su consumo.
La “Encuesta Nacional de Adicciones”  elaborada hace tres años, de la Comisión Nacional contra las Adiciones (CONADIC), refleja que en México hay un millón 200 mil personas con problemas de adicción, de los cuales alrededor de 465 mil se encuentra en situación crónica.
Además se registraron más de 30 millones de bebedores habituales, de los adolescentes se detectó que 3 % tiene problemas de alcoholismo y que tienden a consumir metanfetaminas a pesar de las restricciones.



Las cifras de consumo por tipo de bebida varían según los grupos de edad, según la “Encuesta Nacional de Adicciones 2008” de la Comisión Nacional contra las Adiciones (CONADIC); la cerveza es la bebida favorita de la población mexicana, en tanto los destilados, el vino y bebidas preparadas son de preferencia entre las edades de 18 a 29 años, aunque estas disminuyen después de los 29 años, mientras que el consumo de aguardiente y el alcohol aumenta con la edad, el pulque es consumido por la población que reporta beber todos los días.
Estudios previos dicen que el patrón de consumo típico es de grandes cantidades por ocasión de consumo. En total, casi 27 millones de mexicanos entre 12 y 65 años presentan frecuencias de consumo que oscilan entre menos de una vez al mes y diario. Y aunque beban con poca frecuencia, cuando lo hacen ingieren grandes cantidades.
El consumo es más frecuente entre hombres que mujeres, sin embargo, esta manera de beber está aumentando, especialmente entre los adolescentes, población que está copiando  patrones de consumo de la población adulta, se calcula que en la ciudad de México, al menos 700 mil menores de edad son bebedores.

Los mayores índices de consumo alto de alcohol se ubican en el centro-occidente del país en los lugares de:
Aguascalientes, Zacatecas, Nayarit, Michoacán, Jalisco, Distrito Federal, Hidalgo, Tlaxcala, Morelos, Puebla y Querétaro. A éstos se suman Campeche y Quintana Roo, de la zona sur, y Sonora, Baja California Sur, Nuevo León y Tamaulipas, en el norte.

Cuando sólo se considera la población con abuso o dependencia del alcohol, la distribución se mueve más hacia el centro y sur del país:
De la región norte, permanecen Tamaulipas y Baja California Sur; del centro del país, Aguascalientes, Durango, Nayarit, Michoacán, San Luis Potosí, Zacatecas, Morelos, Puebla, Querétaro, Hidalgo, y se suma Guerrero. De la zona sur, permanecen Quintana Roo y Campeche. Se suman Oaxaca, Veracruz, Tabasco y nuevamente el D.F.

Asociaciones de intervención

  •  Alcohólicos Anónimos (México)
http://www.aamexico.org.mx/

  • Oceánica
http://www.oceanica.com.mx/home.php

  • Fraternidad de grupos de autoayuda y ayuda mutua
http://www.ayudamutua.org/index.php?option=com_sobi2&catid=3&Itemid=245

  • Centro de rehabilitación de alcoholismo y drogadicción
    Dr. Sergio Berumen Torres, I.A.P.
http://www.serhumano.org.mx/foro/sergiotorres.htm

Ebriotest

PsicoQuiz

PsicoQuiz

Selecciona la respuesta correcta.

 

Definiendo




El alcoholismo es una enfermedad que consiste en padecer una fuerte necesidad de ingerir alcohol etílico, de forma que existe una dependencia física del mismo, manifestada a través de determinados síntomas de abstinencia cuando no es posible su ingesta.

El alcohólico no tiene control sobre los límites de su consumo y suele ir elevando a lo largo del tiempo su grado de tolerancia al alcohol.


Varios factores pueden desempeñar un papel importante en su desarrollo y las evidencias muestran que quien tiene un padre o una madre con alcoholismo tiene mayor probabilidad de adquirir esta enfermedad, una puede ser el estrés o los problemas que tiene la persona que lo ingiere.
Eso puede deberse, más que al entorno social, familiar o campañas publicitarias, a la presencia de ciertos genes que podrían aumentar el riesgo de alcoholismo.

Algunos otros factores asociados a este padecimiento son la necesidad de aliviar la ansiedad, conflicto en relaciones interpersonales, depresión, baja autoestima, facilidad para conseguir el alcohol y aceptación social del consumo de alcohol.